2 comments on “La Comunicación no Verbal. El lenguaje Corporal y de Los Gestos

  1. Para hacer cualquier intepretación de la Comunicacion No Verbal siempre se deberían tomar en cuenta los tres elementos principales: Conjunto, Contexto y Cultura. Además, hay ciertos cambios fisiológicos cuando ocurren cosas en una situación de estrés en negocios, por lo tanto, siempre tienes que tomar en cuenta: postura; mirada; proximidad; orientacion; y gestos / manos. Por lo tanto, en España (por ejemplo):
    – Tocar la cara sin frotarla es, en general, una señal de que la persona está escuchando atentamente.
    – Cuando la gente miente, generalmente, hay una subida de presión sanguínea y, por lo tanto, el cuello se hincha y, como consecuencia, la gente nota más su cuello y lo tocan instintivamente.
    – Cuánto más incómoda la postura, más incómoda la persona – tanto de pie como sentado. El resto es lectura de mente.
    TODA la CNV debe ser leída tomando las tres áreas mencionadas arriba en cuenta y SIN lectura de mente.

    • Efectivamente, debemos tener muy en cuenta esas tres “C”-s que mencionas: Conjunto, Contexto y Cultura.

      El contexto en el que nos encontramos a la hora de interpretar ese lenguaje corporal es de vital importancia a la hora de interpretar el LNV de una persona. No es lo mismo si nos encontramos ante nuestro jefe en una reunión, o con un grupo de amigos en una fiesta.

      Debemos conocer también el modo como una persona se comporta habitualmente. Sus gestos, su tono de voz, etc, para saber cuándo se pueden estar produciendo señales diferentes en su lenguaje corporal que nos adviertan de posibles cambios en su estado de ánimo.

      Del mismo modo, debemos entender que los mismos gestos también tienen diferentes significados en diferentes culturas. Sin ir más lejos, el inofensivo signo de O.K que todos conocemos y hemos ejecutado alguna vez, puede traernos muchos problemas en el lejano oriente, donde tiene connotaciones totalmente negativas.
      Las diferentes culturas han desembocado en diferentes gestos y rutinas que, aunque pudieran parecer extraños ante los ojos de un forastero, no deberían ser tomados con segundas interpretaciones,

      Por ello, no podemos interpretar los gestos independientemente sino en conjunto. Además, sólo deberían llamarnos la atención en el momento en el que, lo que se nos dice y cómo se nos dice, parecen carecer de congruencia. Por ejemplo, cuando un amigo nos dice que es muy feliz pero su rostro no muestra ninguna sonrisa y nos evita con la mirada. Cuando lo uno no se corresponde con lo otro, algo falla…

      Y siempre, para evitar interpretaciones equivocadas, debemos buscar conglomerados, es decir, la confirmación de varias señales.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *