programación mental

All posts tagged programación mental

 
El Poder del Subconsciente, Creer es Poder
 
Nuestra mente tiene la capacidad de crear ideas que transmite a nuestro cuerpo y hace que éste último reaccione ante ellas, a pesar de no tratarse de realidades. Dicho de otra manera, podemos llegar a hacer creer a nuestro cuerpo cosas y situaciones que sólo imaginamos, si la fuerza en la que las pensamos es lo suficientemente grande.
 
Para ilustrar esta idea hemos querido traer hoy un ejercicio de meditación. Escúchalo y sigue las instrucciones durante los 5 minutos que te llevará aplicarlo. Es un ejercicio de imaginación que te demostrará la importancia de un pensamiento positivo, las ventajas de una visualización de nuestros deseos o metas, y de la reacción física y respuesta de nuestro cuerpo a dichos estímulos.
 
 
ESCUCHAR EJERCICIO DE SUGESTIÓN
(si lo prefieres, puedes descargarlo mientras se reproduce, con botón derecho sobre la tecla del reproductor, y guardando el archivo como…)
 
 
El significado de este ejercicio es bien simple: nuestros pensamientos ejercen un enorme poder para sugestionar nuestro inconsciente.
 
Nuestra mente gobierna nuestro cuerpo. Pero nosotros, con nuestros pensamientos, somos capaces de influir y gobernar sobre nuestra parte subconsciente.
 
Del mismo modo, adoptando una mentalidad positiva, influiremos positivamente en los medios que nuestro inconsciente decida poner a nuestro alcance.
 
 

 
Creemos lo que Sentimos. La Realidad Relativa y la Parábola de la Caverna de Platón
 
Uno de los textos más famosos de Platón narra la Alegoría de una Caverna, donde se encuentran unos prisioneros, que desde niños han permanecido encerrados sin haber conocido nada excepto ese lugar. Encadenados e inmóviles, solo pueden mirar a la pared que tienen enfrente.
 
En esa pared, se proyectan las sombras de una serie de objetos y figuras que se suceden en un camino detrás de ellos, fuera de su ángulo de visión, y que son iluminadas por la luz de una hoguera situada todavía más atrás. Esas sombras, junto con el sonido del eco de la caverna, es todo lo que perciben. Para ellos, esa es la única Realidad.
 
Platón imagina a uno de los prisioneros soltando sus cadenas y alcanzando la salida, que le lleva a un mundo totalmente desconocido para él. Un mundo cuya luz le ciega y le duele, y cuyo desconocimiento absoluto le incomoda. Un nuevo mundo doloroso al principio, al cual le costará acomodarse y donde irá consiguiendo identificar paulatinamente la noche, las sombras, los reflejos, las luces, los brillos y los matices. Y descubrirá, finalmente, que aquello que creía la realidad no era sino resultado de aquella figura que se erige por encima de todo: el Sol.
 
Habiendo conocido y comprendido la Verdad, el hombre decide regresar a la cueva a informar a los otros prisioneros. Alentar de la mentira en la que viven, donde no conocen la brisa del mar, el sonido de la lluvia, el aroma del campo o la sensación de caminar. Donde solo existen los ecos y las sombras de un mundo desconocido que tienen ahí fuera, un poquito más allá de sus cadenas, que ni siquiera saben que pueda existir.
 
Intentará hacerles comprender la realidad, y el error y la mentira en la que viven encerrados.
 
Sin embargo, desacostumbrado su cuerpo y su mente a la vuelta a la oscuridad, los otros prisioneros percibirán en él la pérdida de facultades y convencidos de poseer la verdad, advertirán del error de haber pretendido salir de la caverna, que le ha estropeado los ojos, que ya no son capaces de reconocer como antes las sombras o los sonidos en eco y que, en definitiva, es lo más sensato y lo mejor quedarse dentro de la caverna.
 
El prisionero liberado, convencido de la verdad, intentará soltar las cadenas de sus compañeros para que ellos mismos puedan desengañarse experimentando la realidad del Mundo. Pero ellos, convencidos de que eso no hará sino empeorar su bienestar, intentarán evitar su liberación, llegando al extremo de acabar con la vida de su compañero.
 
Independientemente del sentido final metafísico que se le atribuye a este texto de Platón, donde en última instancia se identifica al Sol con la idea del Bien y la única manera de alcanzar la verdad es a través del mundo de la filosofía, lo que no deja de ser cierto es que, en un plano más directo, nuestras creencias, vivencias y pensamientos condicionan nuestra realidad:
 
1 – El miedo y la negación al sacrificio nos impide actuar de una manera correcta en multitud de ocasiones,
 
2 – La única manera de soltarnos de nuestras cadenas imaginarias, cualesquiera que sean, es abriendo las puertas a nuestra mente,
 
3 – Y en definitiva, no vemos las cosas como son, sino simplemente como las sentimos, creando nuestra propia realidad personal, subjetiva y creada por nosotros mismos.
 
 
En los últimos años, películas como “Matrix” (sobre todo la primera de la trilogía) o “El Show de Truman”, juegan con la parábola de la Caverna, y nos muestran cómo el ser humano puede llegar a creer y crear su propia realidad alternativa, a veces, muy alejada de la Verdad, y cómo es posible imponer creencias y pensamientos erróneos en la mente humana cuando se provocan deficiencias o alteraciones en su entorno, a través de cualquier mecanismo de manipulación mental y física.
 
Hoy en día, esas alteraciones se nos presentan en todo momento. Pueden ser esos viejos paradigmas mentales que se nos han inculcado desde pequeños, o pueden ser las opiniones personales de la gente que nos rodea. Pero el ejemplo más claro y más poderosamente peligroso lo tenemos en la televisión y en los medios, que es donde se nos proyectan y observamos las sombras de la realidad, como si se tratara de la pared de la caverna, y donde se juega, sin escrúpulos, a manipular nuestras creencias y pensamientos.
 


 
 
En el siguiente artículo hablamos sobre la fuerza negativa que pueden llegar a tener algunos antiguos paradigmas y falsas creencias limitantes en nuestros resultados en la vida: “Lo Imposible no Existe, es sólo una Barrera Mental”. Esperamos pueda ayudarte a desprenderte de ellos.
 

 

 
La Incubación de Sueños, la Manera más Eficaz de Consultar con la Almohada
 
 

“Dormir es la Mejor Manera de Meditar”
                                                                                                    (Dalai Lama)
 
 
Nuestros sueños pueden ser el camino a la formación de nuevas ideas o proyectos, a la resolución de nuestras dudas o nuestros problemas o a la recreación de nuestros recuerdos.
 
Se denomina Incubación de Sueños y consiste en una técnica que debe ser practicada e “incubada” durante un período de tiempo no menor a 20-30 días, de modo que nuestro inconsciente se acomode a la práctica y comience a ser verdaderamente efectiva una vez lo hayamos convertido en un hábito.
 
No es más que, por decirlo de alguna manera, “plantar una semilla en nuestra mente” y aprovechar el periodo de sueño para que nuestro inconsciente trabaje y haga florecer esa semilla.
 
Justo antes de dormir debemos concentrarnos en la situación, la persona, la idea que nos preocupa y a la cual pretendemos encontrar respuesta. Debemos comenzar con ideas o imágenes sencillas, preguntas simples y concretas. Al ser una práctica nueva debemos facilitar la tarea en los primeros intentos: si pretendemos evaluar una relación con una persona bastará con tener una imagen de esa persona en nuestra mesita de noche y grabar esa imagen en el momento de disponernos a dormir; si se trata de un nuevo proyecto, la imagen de un plano o una idea que tengamos en la cabeza puede ser esa semilla que necesitamos para que el proceso se vaya gestando durante el sueño. Es tan sencillo como llevarnos ese último pensamiento a la cama con nosotros, bien claro y bien nítido y bien real. Inicialmente deberíamos ser concretos para facilitar el trabajo a nuestro inconsciente. Pero con la práctica podremos trabajar cualquier tipo de ideas, preguntas o situaciones más o menos complicadas…
 
Es una técnica muy efectiva. Al principio no obtendrá los mejores resultados, pero nuestro inconsciente, una vez lo hayamos adquirido como hábito, lo irá perfeccionando hasta límites increíbles.
 
De hecho, es una técnica que se ha venido practicando con enorme éxito desde las más antiguas civilizaciones. Solo requiere un poco de fe y constancia para obtener los mejores resultados.
 
La técnica es así de sencilla. Una vez vayamos a disponernos a dormir, visualizamos la imagen, la idea, la situación a la cual queremos dedicar nuestros sueños. Debemos ser capaces de visualizarlo como si fuera real, y sentirlo como si realmente fuera real. Hecho esto solo queda cerrar los ojos y dormir. A partir de este momento el inconsciente hará que ello vuelva a venir a nuestra mente y comience a trabajar una vez estemos dormidos.

Y una vez despertemos, debemos anotar todos y cada uno de los detalles e ideas que nos vengan a la cabeza en relación al sueño. Debemos hacerlo nada más despertar. Se recomienda hacerlo incluso con la luz apagada, y antes de incorporarse siquiera, ya que muchas veces los sueños comienzan a olvidarse nada más comenzamos a distraernos.
 
Si no recordamos el sueño, analizaremos nuestro estado de ánimo o estado físico. Si nos hemos despertado relajados o agotados, con molestias en la espalda, dolor de cabeza, etc. Muchas veces, el simple hecho de analizar nuestro estado físico o emocional, hace que los recuerdos de la noche emerjan rápidamente a nuestra mente consciente.
 
Y ahora sólo queda analizar los resultados. Las ideas y soluciones han surgido (o irán surgiendo). Algunas será mejores o peores, algunas serán desechables y prescindibles, pero otras llegarán a ser valiosas aportaciones. Y si vuelven a surgir nuevas dudas, podemos volver a repetir el proceso una vez más y cuantas veces sea necesario, antes de disponernos a dormir cada noche. Merece la pena intentarlo.
 
 

nada es imposibleLO IMPOSIBLE NO EXISTE. ES SOLO UNA BARRERA MENTAL
 
 
 
 
 
 
 
 
programando tu vida para el éxitoPROGRAMANDO TU VIDA PARA EL ÉXITO
 
 
 
 
 
 
 
 
la creatividad fuente inagotable de riquezaLA CREATIVIDAD, FUENTE INAGOTABLE DE MOTIVACIÓN Y FELICIDAD
 
 
 
 
 
 
 
 
venciendo a la adversidadVENCIENDO A LA ADVERSIDAD CON PENSAMIENTOS POSITIVOS PARALELOS
 
 
 
 
 
 
 
 
se agua amigo mioSÉ AGUA, AMIGO MÍO
 
 
 
 
 
 
 
 
renovarse o morirRENOVARSE O MORIR (O LA FÁBULA DEL ÁGUILA)
 
 
 
 
 
 
 
 
autocontrol emocionalAUTOCONTROL EMOCIONAL. EL CONTROL SOBRE NUESTRO PENSAMIENTO
 
 
 
 
 
 
 
 
fabula del Aguila y las GallinasTU PENSAMIENTO ES LO QUE TÚ ERES
 
 
 
 
 
 
 
 
la visualizacion creativaLA VISUALIZACIÓN CREATIVA
 
 
 
 
 
 
 
 
disciplinaAUTODISCIPLINA. LA CAPACIDAD PARA CUMPLIR NUESTROS OBJETIVOS
 
 
 
 
 
 
 
 
autoestimaLA AUTOESTIMA. POTENCIA LA CONFIANZA EN TÍ MISMO
 
 
 
 
 
 
 
 
La partida de pokerEL FACTOR MIEDO. EL OBSTÁCULO EN UNA BUENA PARTIDA DE POKER
 
 
 
 
 
 
 
 
oportunidadHOY PUEDE SER EL DÍA. AFRÓNTALO CON DECISIÓN
 
 
 
 
 
 
 
 
nunca te rindasNUNCA TE RINDAS. LA BATALLA QUE SE PIERDE ES AQUELLA QUE SE ABANDONA
 
 
 
 
 
 
 
 
la historia del carpinteroEL TRABAJO EN EQUIPO (O LA HISTORIA DEL CARPINTERO)
 
 
 
 
 
 
 
 
la música como terapiaLA MÚSICA COMO TERAPIA
 
 
 
 
 
 
 
 
Lecciones de humanidad del reino animalLECCIONES DE HUMANIDAD DEL REINO ANIMAL
 
 
 
 
 
 
 
 
El Mapa del TesoroEL MAPA DEL TESORO
 
 
 
 
 
 
 
 
Mejora tu Humor Aumentando la Velocidad de PensamientoMEJORA TU HUMOR AUMENTANDO LA VELOCIDAD DE PENSAMIENTO
 
 
 
 
 
 
 
 
puedes dejar de fumar y de ser esclavo del tabacoPUEDES DEJAR DE FUMAR Y DE SER ESCLAVO DEL TABACO
 
 
 
 
 
 
 
 
El Dinero y la Espiritualidad son Naturales al Ser HumanoEL DINERO Y LA ESPIRITUALIDAD SON COMPATIBLES CON EL SER HUMANO
 
 
 
 
 
 
 
 
Buscando la Manera Más Efectiva de Afrontar y Alcanzar Nuestros Objetivos y MetasBUSCANDO LA MANERA MÁS EFECTIVA DE AFRONTAR Y ALCANZAR NUESTROS OBJETIVOS
 
 
 
 
 
 
 
 
cual es la verdadera prosperidad¿CUÁL ES LA VERDADERA PROSPERIDAD?
 
 
 
 
 
 
 
 
La onicofagia, el hábito de morderse las uñasMORDERSE LAS UÑAS. UN TRASTORNO POSIBLE DE SUPERAR
 
 
 
 
 
 
 
 
El Grupo de los GanadoresEL GRUPO DE LOS GANADORES
 
 
 
 
 
 
 
 
perseverar hasta triunfarPERSEVERANDO HASTA TRIUNFAR
 
 
 
 
 
 
 
 
Sembrando, regando y enriqueciendo nuestras relaciones personalesSEMBRANDO, REGANDO Y ENRIQUECIENDO NUESTRAS RELACIONES PERSONALES
 
 
 
 
 
 
 
 
la importancia de cerrar bien las puertas en la vidaLA IMPORTANCIA DE CERRAR BIEN LAS PUERTAS EN LA VIDA
 
 
 
 
 
 
 
 
La Autosuperación (Historia de las 4 Semillas)LA AUTOSUPERACIÓN (Y LA HISTORIA DE LAS 4 SEMILLAS)
 
 
 
 
 
 
 
 
La Incubación de Sueños, la Manera más Eficaz de Consultar con la AlmohadaLA INCUBACIÓN DE SUEÑOS, LA MANERA MÁS EFECTIVA DE CONSULTAR CON LA ALMOHADA
 
 
 
 
 
 
 
 
Creemos lo que Sentimos. La Realidad Relativa y la Parábola de la Caverna de PlatónCREEMOS LO QUE SENTIMOS: LA REALIDAD RELATIVA Y LA PARÁBOLA DE LA CAVERNA DE PLATÓN
 
 
 
 
 
 
 
 
El Poder del Subconsciente, Creer es PoderEL PODER DEL SUBCONSCIENTE: CREER ES PODER (Y UN EJERCICIO DE SUGESTIÓN)
 
 
 
 
 
 
 
 
La Esencia del Liderazgo y la Metáfora del JardínLA ESENCIA DEL LIDERAZGO Y LA METÁFORA DEL JARDÍN
 
 
 
 
 
 
 
 
El Principio de Pareto o proporción del 80-20EL PRINCIPIO DE PARETO, LA PROPORCIÓN 80-20 Y SUS APLICACIONES EN EL DESARROLLO PERSONAL
 
 
 
 
 
 
 
 
La Navaja de Ockham o Principio de Economía o SimplicidadLA NAVAJA DE OCKHAM Y EL PRINCIPIO DE SIMPLICIDAD
 
 
 
 
 
 
 
 
el síndrome del lucioEL SÍNDROME DEL LUCIO Y CÓMO EVITAR UNA DERROTA ANUNCIADA
 
 
 
 
 
 
 
 
anillo de oroEL VERDADERO VALOR DE LAS COSAS Y EL SÍNDROME DEL LUCIO
 
 
 
 
 
 
 
 
Cómo Gestionar Eficazmente Nuestro TiempoCÓMO GESTIONAR CORRECTAMENTE NUESTRO TIEMPO Y EL CUENTO DE AS GALLINAS QUE SE ESCAPABAN DEL CORRAL
 
 
 
 
 
 
 
 
los 5 tipos de soñadoresLOS 5 TIPOS DE SOÑADORES DE SUEÑOS Y EL ERROR DE SOÑAR SUEÑOS PASADOS
 
 
 
 
 
 
 
 
cómo afecta el calor y el verano a nuestro estado de ánimoEL VERANITO, EL CALOR Y CÓMO LOS MESES ESTIVALES PUEDEN AFECTAR A NUESTRA SALUD Y ESTADOS DE ÁNIMO
 
 
 
 
 
 
 
 
el pensamiento irracionalEL PENSAMIENTO IRRACIONAL, NUESTRO PEQUEÑO GRAN ENEMIGO
 
 
 
 
 
 
 
 
Los 6 grados de separación y el poder de las redes en nuestra vida LA TEORÍA DE LOS 6 GRADOS DE SEPARACIÓN Y LA IMPORTANCIA DE LAS REDES EN NUESTRA VIDA
 
 
 
 
 
 
 
 
cómo crear buena suerte en tu vida SIETE FUNDAMENTOS PARA CREAR SUERTE EN TU VIDA
 
 
 
 
 
 
 
 
el veganismo y el respeto al mundo que nos rodea EL VEGANISMO Y EL RESPETO AL MUNDO QUE NOS RODEA
 
 
 
 
 
 
 
 
cisne negro LA IMPORTANCIA Y TRASCENDENCIA DE LO ALTAMENTE IMPROBABLE: LOS CISNES NEGROS
 
 
 
 
 
 
 
 
efecto mariposa y teoría del caos EL EFECTO MARIPOSA, LA TEORÍA DEL CAOS Y LAS CAUSALIDADES EN NUESTRA VIDA
 
 
 
 
 
 
 
 
la regla de los 2 minutos LA REGLA DE LOS 2 MINUTOS: LA MANERA MÁS SENCILLA DE ADQUIRIR NUEVOS HÁBITOS Y SER MÁS PRODUCTIVO
 
 
 
 
 
 
 
 
encontrar tu verdadera pasion es la unica llave para tu felicidad VIVIR CON PASIÓN Y EL SECRETO DE LA VERDADERA FELICIDAD
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

 

La Mnemotecnia, en Busca de Una Memoria Prodigiosa

 

Todos nosotros, alguna vez en nuestra vida, nos hemos visto incapaces de recordar acontecimientos o datos que incluso acabábamos de intentar memorizar. Hemos olvidado números de teléfono de toda la vida, una vez que hemos empezado a guardar nuestros contactos en agendas electrónicas y otros tantos dispositivos de nueva generación. Hemos comprobado cómo de una lista de pocos artículos, volvíamos del supermercado con la mitad de la compra porque no hemos sido capaces de recordar aquello que queríamos comprar…

Y sin embargo, hay ciertas cosas que hemos aprendido, algunas de ellas en nuestros primeros años de vida, que nunca se nos olvidan.

Siendo muy niño me enseñaron que:

Andalucía tiene 8 provincias, desde Huelva hasta Cadiz;
Abril, junio, septiembre y noviembre tienen 30 días, febrero 28 (por lo general) y el resto de meses tienen 31;
Mezclando el rojo y el amarillo obtengo el naranja, y el verde cuando mezclo el amarillo con el azul;
Que la Revolución Francesa ocurrió en 1789;

He recordado estos datos sin ningún problema porque mi cerebro las ha asociado con una serie de datos o ideas que tengo bien acomodadas en el inconsciente.

¿Qué hace que unas cosas se recuerden fácilmente y otras no consigan permanecer en nuestra memoria?

Una frase tarareada a modo de canción, una rima sencilla, una fecha cuyas cifras han resultado divertidas, hacen que un concepto a memorizar lo asociemos con una serie de factores que harán que nos resulte más fácil traerlo a nuestra mente y recordarlo. La mayor parte de las cosas que hemos aprendido a lo largo de nuestra vida las hemos acabado olvidando, porque nuestra mente no ha creado asociaciones entre aquellos datos y otros datos, factores o acontecimientos que por alguna razón recordamos constantemente.

No somos capaces de recordar lo que cenamos anoche, pero difícilmente olvidaremos nunca aquella mañana que sufrimos un accidente de tráfico. Por alguna razón, incluso por razones emocionales, nuestro inconsciente es capaz de asociar diferentes datos en nuestra mente y por eso somos capaces de recordar algunas cosas pero no otras.

Sin embargo, sabiendo que las asociaciones favorecen a nuestra capacidad de memoria, podemos crear nuestras propias asociaciones de una manera consciente, haciendo de nuestro cerebro una potente máquina de recordar.

La mnemotecnia es la disciplina que estudia diferentes ejercicios de asociaciones destinados a mejorar nuestra memoria. Algo aparentemente complicado como aprender una lista ordenada de 50 palabras en unos pocos segundos, memorizar el orden de los naipes en una baraja de cartas, o identificar gran cantidad de rostros con un nombre y un número de teléfono, son resultados fáciles de alcanzar para aquel que dedique un poquito de su tiempo a ejercitar su capacidad mnemotécnica. Merece la pena. No solo por la satisfacción que genera saber que estamos adquiriendo una memoria prodigiosa, sino porque además resulta una técnica realmente divertida.

Pocos son los que se han decidido a hablar o escribir sobre el  arte de la mnemotécnica, y sin embargo, se sabe que algunos ilustrados de la Grecia Antigua ya la conocían y la practicaban, demostrando al resto sus habilidades, a veces, casi sobrenaturales:

 

“…las personas que deseen educar la memoria han de seleccionar lugares y han de formar imágenes mentales de las cosas que deseen recordar,
y almacén de esas imágenes en los lugares (que ya tienen dispuestos en a memoria) de modo que el orden de los lugares asegure el orden de las cosas,
y de modo que las imágenes de las cosas denoten las cosas mismas…”

                              (Cicerón, 106 a.C – 43 a.C)

 

Existen diversas técnicas mnemotécnicas probadas y comprobadas a lo largo de los tiempos. Aquella a la que se refería Cicerón se basa en asociar esos datos con diferentes lugares o estancias que forman parte de nuestra vida cotidiana y conocemos al detalle. Otras se basan en asociar los datos que pretendemos memorizar con un listado de números planteados de una manera diferente;  Las hay que asocian los datos con historias encadenadas, hay asociaciones fonéticas, etc.

En mi caso, por ejemplo, que me encanta conducir, me gusta asociar y visualizar las imágenes de los conceptos a memorizar con cada curva, paso de peatones, semáforo, rotonda, edificio o  puente que encuentro en mi camino del trabajo a casa, que no es sino el mismo Método “Loci” que practicaba Cicerón. Así, para recordar por ejemplo, mi lista de la compra, sólo tengo que imaginarme conduciendo mi coche hacia casa, y los conceptos aparecerán solos en mi mente.

Diferentes técnicas sirven para diferentes propósitos, pero todas son realmente efectivas si se les dedica un poquito de tiempo al principio. Una vez hayamos adquirido el hábito, las asociaciones se harán automáticamente y se almacenarán en nuestro cerebro listas para poder ser recordadas…

En el siguiente enlace podrás descargar gratuitamente un “Manual Sobre Mnemotecnia“, de Luis Sebastián. Desde aquí queremos darle las gracias por su labor y dedicación a esta disciplina.

Y para todos aquellos que quieran ir un poquito más allá y conocer los límites de su memoria, les invito a leer la enciclopedia de la Mnemotecnia,  “Cómo Desarrollar una Supermemoria”, de  Harry Lorayne.

Esperamos podáis aprovechar todas y cada una de ellas.

 

 

 

La onicofagia, el hábito de morderse las uñas

 

La Onicofagia es el hábito de morderse las uñas. Se trata de un trastorno nervioso habitual en la pubertad,  aunque en muchos casos perdura hasta la edad adulta, y que puede resultar imposible de controlar.

Los expertos dicen que se trata de un mecanismo de defensa que activamos inconscientemente para rebajar la ansiedad. Algo así como pensar que “si hacemos algo placentero como mordernos las uñas reduciremos la tensión que nos provoca cierta situación”.
Dicho en otras palabras, desviamos la atención llegando a creer en ella como una actividad relajante, una distracción fácil.

Sin embargo, esta conducta puede tener consecuencias realmente negativas para el individuo.
Más allá de los trastornos físicos que puede arrastrar, como puedan ser la deformación de manos y dientes, infecciones en la mucosa bucal y  lecho ungueal (la parte que se encuentra bajo las uñas), los trastornos psicológicos son los que pueden acarrear peores consecuencias a largo plazo. La imposibilidad de realizar ciertas tareas cotidianas por falta de precisión en los dedos (soltar nudos fuertes, abrir determinados envases, despegar cinta adhesiva…), el rechazo a mostrar las manos en público, el no querer mostrar una sonrisa desgastada… creará mayor inseguridad al individuo, lo que provocará inconscientemente que recurra más intensamente a su vía de esparcimiento: seguir mordiéndose las uñas…

Es una práctica que comienza en la infancia, sobre todo entre los niños más nerviosos, y en muchos casos, se acaba convirtiendo en una rutina automática que el afectado realiza de manera totalmente inconsciente. Pero en ocasiones también puede ser consecuencia de la imitación que realiza el niño de aquello que ve hacer a sus padres o hermanos mayores, cuando estos padecen el mismo hábito.

Se trata de una costumbre difícil de romper cuando viene provocada por situaciones de estrés, nerviosismo, insatisfacción, etc. Cada vez que la persona se encuentra en situaciones negativas como estas, la manía se intensifica e inconscientemente, el hecho de practicarla parece que nos alivia, haciendo que se intensifique todo el círculo vicioso que lo mueve.

En definitiva, la mayor parte de las veces son razones psicológicas las que nos mueven a mordernos las uñas. Y si queremos erradicar esta costumbre de nuestra vida, debemos comprometernos a llevar un control de las situaciones que nos provocan esta conducta. Por eso, es muy recomendable llevar anotaciones de por qué y cómo caemos en la tentación.
Debemos anotar las situaciones en las que nos descubrimos mordiéndonos las uñas, y buscar las razones que nos han levado a ello. Todo tiene una razón Psicológica. ¡A nadie le gusta el sabor de una uña, ni la imagen que damos cuando nos metemos las manos en a boca, ni el lamentable aspecto de nuestros dedos! Por eso, esas notas arrojarán algunos datos interesantes. Y nos harán pensar en las razones por las cuales nos sentimos tentados a aliviar esas incomodidades con un hábito tan engañoso como negativo para nuestra salud y nuestra autoestima. El dejar de morderse las uñas, como dejar de fumar o dejar de arrancarse los pelos de las cejas o de la cabeza, no es cuestión de fuerza de voluntad, sino de superar aquellas inseguridades que nos trastornan.

Así es. En el momento que nos sintamos tranquilos y seguros a la hora de hablar en público, de conducir nuestro coche, de asistir a una reunión con nuestro jefe, o de ver un partido de nuestro equipo favorito, y lleguemos a creer que podemos disfrutar de ello, nada en nuestro inconsciente nos tentará a mordernos las uñas, porque además de no necesitarlo, finalmente nos habremos dado cuenta de que no tenía ningún sentido.

Se trata de una programación y corrección mental. En todas las adicciones el cerebro asocia un falso beneficio con el elemento al cual se siente vinculado. Cuando la persona finalmente comprueba que dichos beneficios no existen, el vínculo queda roto, y casi sin necesidad de fuerza de voluntad, la adicción tarde o temprano termina desapareciendo.
Puesto que todo se basa en una reprogramación de nuestra manera de pensar, te invitamos a que no dudes en consultar  este artículo que dedicamos a Cómo dejar de fumar.  Estamos convencidos de que sus conceptos también ayudarán a dejar de morderse las uñas.

 

 

 

manual de lectura rápida

 

Uno de los métodos más eficaces a la hora de aprender a leer rápidamente y comprender aquello que leemos consiste en adquirir una VISIÓN PERIFÉRICA, es decir, leer como si lo hiciéramos “de pasada”, haciendo barridos con la mirada, no deteniéndonos a cada palabra, sino en zonas o PALABRAS CLAVE, agrupándolas o incluso tomando las más destacadas. En ocasiones se pueden tomar como referencias clave los subrayados, negritas o textos  destacados, en aquellos escritos donde los haya. La idea es HABITUAR NUESTRA MIRADA  y nuestra lectura interna a la lectura real de nuetra mente . Esta es capaz de comprender a una velocidad mucho más rápida de la que estamos acostumbrados. Y sin embargo, muchas veces, haciéndolo a un ritmo mucho más lento, no somos capaces de hacer lecturas efectivas. Este problema no es debido a la velocidad. Se debe al Método. Pero sobre todo, se debe a  la FALTA DE CONCENTRACIÓN. Existe una serie de EJERCICIOS Y RUTINAS que ayudan no solo a mantener la concentración en nuestras lecturas, sino también en la VELOCIDAD  y PRODUCTIVIDAD como lo hacemos. Esto hará que la persona que los practique y los aplique eficientemente consiga  realizar sus lecturas   mucho más rápido y las comprenda y recuerde durante más tiempo.

1. Lo primero que debemos hacer es RELAJARNOS. Una lectura nunca será correcta si estamos tensos. Cuando nuestra mente se encuentra en tensión resulta sumamente fácil que perdamos la concentración y nos sintamos obligados a regresar y releer una y otra vez los mismos párrafos cada vez que perdamos el hilo de nuestra lectura. Eso no sucedería si estuviéramos relajados y centrados en el texto. A cada cosa hay que dedicarle su tiempo y no podemos dedicarle su tiempo a una lectura si nuestra  cabeza se distrae por momentos en otras cosas. Hay que habituar  nuestros ojos a una VISIÓN ERIFÉRICA. No centrándonos en el flujo lógico del texto, sino intentando alcanzar una visión más amplia a lo largo y a lo ancho, tomando el BLOQUE DE TEXTO como si fuera una IMAGEN. Del mismo modo como lo hacemos cuando conducimos, mirando al conjunto, o como cuando miramos una película en el cine y sentimos la presencia de una persona que se va a sentar junto a nosotros.

2. Inicialmente, practicaremos agrupando las palabras de los textos de 2 en 2. De modo que con una sola mirada seamos capaces de leer 2 palabras consecutivas a la vez. Casi sin darnos cuenta, seremos capaces de leerlas de 3 en 3 y, con un poco de práctica y constancia, estaremos leyendo líneas enteras de texto  con solo un par de miradas fugaces, aumentando considerablemente la velocidad de nuestra lectura visual. Al mismo tiempo, una vez que nuestra  velocidad de lectura visual (también llamada voz interna) se aproxime a la velocidad mental, el riesgo de distracción y falta de concentración se reducirá al límite. Con lo cual, cuanto más rápido podamos leer, mayor grado de concentración seremos capaces de alcanzar.

3. Finalmente, para desarrollar un poquito más, tanto la visión periférica como el poder de concentración, una vez adquirida cierta destreza, se pueden realizar ejercicios basados en barridos visuales en forma de Z, de X, de U. primero, centrándonos en párrafos o medias páginas. Y con la práctica, en páginas completas.

La constancia y una buena disciplina nos permitirá educar nuestra visión periférica y leer visualmente casi al ritmo que lo hace  nuestra mente, reduciendo considerablemente el tiempo de lectura del mismo modo que aumentamos la calidad de la misma.

La siguiente obra es una excelente rutina guiada por medio de ejercicios prácticos para desarrollar una potente visión periférica y lectura visual.

 

manual de lectura rápidaMANUAL DE LECTURA RÁPIDA (por Antonio Blay Fontcuberta)

 

 

 

 

 

 

 

 

Buscando la Manera Más Efectiva de Afrontar y Alcanzar Nuestros Objetivos y Metas

 

Muchas veces nos habremos preguntado cuál es el factor que marca la diferencia entre aquellas personas que alcanzan sus objetivos y aquellas que no consiguen alcanzarlos. Incluso nosotros mismos, alguna vez nos hemos visto capaces de lograr alguna de nuestras metas, pero otras veces nos ha resultado totalmente imposible hacerlo.
Si somos conscientes de nuestras limitaciones y aun así nos vemos capacitados para lograrlo, solo hay una única diferencia entre las personas de éxito que alcanzan sus objetivos y aquellas que no lo alcanzan: la manera como lo hacen.

La manera como afrontamos nuevos desafíos y obstáculos nos hará el camino más o menos largo hasta nuestros objetivos. Siguiendo una serie de consejos nos resultará más fácil llegar a ellos.

 

1. En primer lugar, debemos tener una imagen bien clara de aquello que deseamos. Si recordamos los artículos que dedicamos a  La Visualización Creativa y  El Panel de los Deseos, nos daremos cuenta de la importancia de pensar conscientemente en nuestros objetivos. Debemos ser lo más precisos posible. Si tengo intención de aprender inglés, no debo proponerme simplemente aprender inglés. Debo decidir cómo lo voy a hacer. Debo concretar cuánto tiempo pienso dedicarle en la semana, en qué momento del día, y en cuántos meses pienso dominarlo.  Hacernos una ruta mental nos hará saber exactamente lo que queremos conseguir, y nos mantendrá motivados para llegar a nuestros objetivos. Hacerlo de esta manera, además, nos mantendrá conscientes en todo momento de cada oportunidad que se nos presente para poder alcanzarlos con mayor facilidad. Y tendremos la oportunidad de aprovecharla.

Y Para tener una imagen clara y real de nuestras metas, debemos ser capaces de evaluar periódicamente nuestro progreso y el camino que llevamos. Tenemos que saber lo que estamos haciendo, cómo lo estamos haciendo y cuánto camino nos queda.

 

2. Confiar en nuestras habilidades nos ayudará a mantener un grado de motivación adecuado si queremos afrontar nuevos retos y alcanzar nuevos objetivos. Esto sólo se consigue con un pensamiento positivo. Pero sin pecar de ser demasiado optimistas. Si nos autoconvencemos de que las cosas se consiguen fácilmente y sin esfuerzo, aumentaremos las probabilidades de fracaso.

Debemos ser realistas. El hecho de afrontar nuevos retos siempre tendrá dificultades y tenemos que ser conscientes de que todos tenemos limitaciones. No debemos forzar nuestra máquina y habremos de emprender nuestros retos con pequeños pasos, pero firmes, que nos llevarán de una manera más segura al éxito. No pretendamos ser los mejores ni tener las mejores habilidades del mundo, sino poder ir mejorando cada día. Si debemos compararnos a alguien debe de ser con nosotros mismos, autoevaluándonos.

 

3. La sugestión, empleada correctamente, hará que nuestro inconsciente trabaje a nuestro favor. Por eso debemos llenarnos de ideas y afirmaciones positivas constantemente. Esto hará que nuestro cerebro las tenga presentes en todo momento, e inconscientemente nos ayudará a llegar hasta ellas. Pero siempre debemos pensar en lo que vamos a hacer, y no en lo que no vamos a hacer. Porque se ha demostrado en multitud de estudios científicos que la Supresión de Pensamiento (ej: no voy a fumar más) tiene un resultado contraproducente en nuestro cerebro,  haciendo que la idea que intentamos negar, esté más presente, fortaleciéndola más que intentando evitarla. Siempre debemos buscar la afirmación positiva que reemplace a cualquier negación (ej: voy a ser una persona sana a partir de ahora).

 

4. Por último, pero no por ello menos importante, la fuerza de voluntad y la disciplina suponen probablemente el 50% del éxito de las personas. Por eso debemos aprender a desarrollarlas, proponiéndonos retos constantemente para ejercitarnos y mejorar en estos aspectos. Además, la práctica también hará que consigamos vencer a nuestro mayor enemigo: El Miedo. Siempre que nos veamos conscientes y aptos para lograrlo, todos nuestros miedos estarán controlados.

 

 

 

El Dinero y la Espiritualidad son Naturales al Ser Humano

 

Las personas hemos crecido  autoconvenciéndonos de que el dinero es capaz de generarnos una enorme satisfacción, pero que al mismo tiempo supone un atentado contra nuestro aspecto más espiritual, porque algo en algún momento de nuestra vida nos ha hecho creer que el dinero es algo sucio, y que es de alguna manera sucia como se generan las mayores riquezas y que no es sino a costa de otras personas como realmente se consigue.
La sociedad actual ha aprendido a hacerlo de la manera más mezquina y egoísta, gracias a los nuevos mafiosos obsesionados con amasar la mayor de las fortunas a base de engaños y extorsión. Nos rodean, nos gobiernan y nos dominan, y acabamos creyendo que es así como se crea una fortuna al mismo tiempo que nos van sacando nuestra sangre y nuestro dinero para crear la suya propia.

Pero no es así. El dinero no es malo. Ese es el tópico con el que han crecido nuestras emociones y nuestras creencias.

El dinero es algo vivo. Es energía que necesita fluir, y no lo hacemos fluir porque nos invaden los miedos, y más aun en tiempos de crisis, que nos hacen temer gastar y sentimos que tenemos demasiado cerca la escasez.

Toda creencia limitante nos frena, nos bloquea y nos cierra las puertas al bienestar. Rechacemos toda actitud de humildad, de sacrificio, de carencia o necesidad. Podremos atascarnos en momentos económicos delicados en nuestra vida, pero siempre pensaremos en la abundancia y nos comportaremos como así lo fuera, y acabaremos atrayendo ese dinero, para poder contribuir a mejorar nuestra vida, y al mismo tiempo, podremos mejorar también nuestro mundo.

Porque el dinero y la riqueza son propios al ser humano. Hemos venido a este mundo a dar lo mejor de nosotros mismos, y esta es una de las recompensas a ese esfuerzo y un medio insustituible para dar todavía mucho mas, y también para darlo mucho mejor.

Hay dinero suficiente como para generar riqueza en todos los seres humanos, y podemos estar seguros que no tiene por qué acabarse…

La Ley de la Correspondencia premia al que corresponde, y el dinero siempre abre una puerta a la evolución y al progreso, que no es sino una de nuestras tareas en esta vida, hacer que nuestro paso por ella deje una huella positiva y profunda… Y marcharnos de aquí habiendo dejado el mundo mejor de como lo hemos encontrado a nuestra llegada.

El Universo ha querido que el hombre posea dinero, es parte de nosotros y nos corresponde. Nacimos para ser ricos y financieramente libres a la vez que honrados. Por eso no debemos odiar a los ricos, pero sí la manera como algunos han llegado a ser ricos.

Todos llevamos dentro el espíritu de la abundancia y del bienestar. Debemos regar nuestra vida con ello, y creer en su poder ilimitado.

La abundancia nos pertenece… Siente que ya la tienes, y tarde o temprano la acabarás teniendo.

 

En el siguiente Link encontrarás la obra de Wallace D. Wattles, “La Ciencia de Hacerse Rico”, una obra que su propio autor ha querido distribuir totalmente gratis para que todos podamos  acceder al conocimiento de esta Ley tan potente que Gobierna nuestro Universo.

 

LA CIENCIA DE HACERSE RICO (de Wallace D. Wattles)

 

 

puedes dejar de fumar y de ser esclavo del tabaco

 

Hoy en día son muchos los que desean dejar de fumar y no pueden.  Cada vez encuentran más razones para quitarse ese estúpido hábito del tabaco, pero no es tan fácil como parece.

Desde hace tiempo se ha venido comprobando que fumar es caro para nuestra salud. Provoca infinidad de enfermedades como cáncer, problemas respiratorios o insuficiencias cardíacas.

Además, fumar es caro en el sentido económico. En los precios actuales, teniendo en cuenta que el fumador medio consume un paquete diario y suponiendo que tenga 30 años y una esperanza de 70, gastará una media de 40.000€ en cigarrillos de aquí a su última cajetilla.

Por si esto fuera poco, hoy en día el tabaco ya no tiene, ni muchísimo menos, la aceptación social que tenía hace 20 años. Antes  era elegante fumar, toda la gente elegante fumaba. Hoy, los fumadores se sienten rechazados y se ven  obligados a contener sus ganas en la mayor parte de acontecimientos y  situaciones públicas, y deben separarse del grupo para poder disfrutar de su “placer”.

Si nos fijamos, de hecho, los fumadores sólo se sienten felices cuando fuman de un modo inconsciente.

Pero, ¿por qué es tan difícil dejar de fumar?

Porque lo asociamos desde un principio a un hecho de fuerza de voluntad. Nos engañamos a nosotros mismos pensando  que de alguna manera, si dejamos el tabaco, estamos sacrificando algo de nuestra vida, aunque no sepamos a ciencia cierta de qué se trate. Estamos convencidos de que el tabaco aporta algo positivo a nuestras vidas, y que si dejamos el vicio, nuestra vida acabará resintiéndose negativamente.

Pero es justo todo lo contrario.

Siempre se ha dicho que fumar ayudaba a la relajación y a la concentración. No sólo no es así, sino que el hecho de ser fumador nos convierte en personas fácilmente alterables e irritables, por la adicción a la nicotina, que nos impide sentirnos relajados y concentrados. Así que para contrarrestar ese mono de nicotina y poder llegar a un grado de relajación y concentración adecuados, necesitamos darle a nuestro cerebro su dosis de nicotina. En otras palabras,  le damos a nuestro cuerpo la misma medicina que creó su problema, y seguirá siendo así, en esa espiral sin fin hasta que el propio fumador decida romper esa cadena que le esclaviza.

Del mismo modo, se dice que fumar conbate el aburrimiento. Naturalmente, no es así. Cuando el cuerpo pide su dosis de nicotina, se siente estresado mientras su hambre no es satisfecha, y entra en un estado de alteración. Una vez  introducida en el cuerpo, finalmente la nicotina te hace sentir letargo. Pero realmente no hace más que aliviar los síntomas que ella misma ha causado. Un NO  FUMADOR no se siente aburrido por no fumar.

Realmente el tabaco no aporta nada positivo a un fumador con respecto a la persona que no fuma. Además de verse obligados a hacerlo en pequeños guetos, llenan su cuerpo de sustancias nocivas para su salud, amarillean sus manos y sus dientes, dan a sus ropas unos desagradables olores, gastan una cantidad indecente de dinero, y todo para alcazar el estado de relajación, concentración, distracción que han perdido por el hecho de fumar… menuda contradicción.

Pero, siendo tan claro como parece, ¿por que no puedo dejar de fumar?

Por MIEDO.

Hemos hablado del miedo a perdernos algo en la vida. Todo fumador está convencido de que, si bien fumar es malo para su salud, su economía o su integración en la sociedad,  se perderá algo positivo el día que deje de fumar. No creen que la vida pueda ser igual sin tabaco.

Por otro lado, está el miedo a no poder conseguir  dejar el hábito de fumar. Y este, probablemente sea el mayor miedo de todos…

Algunos expertos aconsejan a los fumadores reducir el consumo como primer paso para dejar de fumar. No sólo alargará el sufrimiento, sino que probablemente sea la peor opción. Porque de esta manera no hacen más que aumentar el tiempo que aguantan el mono. Debemos recordar que el tabaquimo  es una  ADICCIÓN. A menos que la erradiquemos del todo, nunca va a ir a menos,  siempre irá  a más.  Por eso, reducir el consumo no es una opción a tener en cuenta.

Y tampoco deberíamos recurrir a sustitutivos como la comida, los dulces o los caramelos, o productos especiales como parches o chicles de nicotina. Si intentamos suplir una adicción con la ingesta de otros productos, engañaremos a nuestra mente pensando que estamos superando la adicción cuando en realidad no es así. Los sustitutivos son la segunda peor opción.

Debemos hacer ver a nuestro cerebro que no existe sacrificio en dejar de fumar. Debería ser una recompensa. Fumar no nos beneficia en nada. Por eso, no debemos complementar un cigarrillo con comida o chicles. Debemos hacernos ver que este juego no es bueno, juguemos como lo juguemos.

Por eso tampoco valen las apuestas o las recompensas. Cuántas veces habremos intentado dejar de fumar los amigos apostando a quién se rendiría primero?  O cuántas veces habremos soñado con unas vacaciones de ensueño con lo que nos íbamos a ahorrar en tabaco en un año?

Si dejamos de fumar con la sensación de que estamos sacrificando algo de nuestra vida, los resultados pueden ser menos buenos de lo que esperamos. Ante la primera debilidad lo más probable es que acabemos sucumbiendo ante el primer “un solo cigarrillo. Lo necesito”.

Por eso, el mejor momento para dejar de fumar es AHORA. Nunca sabremos si el cigarrillo que estás a punto de ponerte en los labios puede ser el que desencadene una angina de pecho o un cáncer.  Pero a estas alturas ya deberíamos saber que si hoy has tenido un mal día, un cigarrillo no lo va a mejorar. En todo caso, a la larga lo acabará empeorando.

Empieza a concienciarte desde ahora mismo de que no te hace falta fumar.  Y pronto te darás cuenta de que no hará falta que te lo repitas, porque lo acabarás sintiendo. NO TE HACE FALTA FUMAR.

Por eso, finalmente, cuando ya estés convencido de ello, llegará el Día de la Revelación,  el día que comprobarás que SÍ puedes disfrutar del resto de tu vida sin tener que fumar.

Si crees en ello, este artículo es fruto de la lectura de la Obra de Allen Carr, “Es Fácil Dejar de Fumar, Si Sabes Cómo”. No dudes en consultarla y aplicarla.

Además, te invitamos a leer el artículo sobre “El Hábito de Morderse las Uñas” que tiene una estrecha relación psicológica con el hábito de fumar. Estamos convencidos de que aportará un poco más de luz a un camino sin tabaco.